OSVALDO REYES T.

Bienvenidos...

A los oscuros corredores de la mente del escritor panameño Osvaldo Reyes.

Facebook

Twitter

Instagram

La estaca en la cruz

El último clan de vampiros en el mundo se refugia en las profundidades de las cuevas del Bayano. Su población diezmada por catástrofes y la incesante persecución de una orden religiosa que, tras múltiples batallas, se encuentra en iguales o peores condiciones que sus enemigos. Separados por kilómetros de selva, han logrado mantener una tensa tregua por más de un siglo, mientras tratan de recuperarse en fuerza y números.

Sin embargo, la tranquilidad a la cual se han acostumbrado acaban cuando un asesinato sacude las raíces del clan. Un crimen que apunta a sus viejos rivales y que obliga a ambos bandos a prepararse para lo que puede ser su enfrentamiento final.

En medio de este conflicto, un novicio (ignorante de la verdad) y una joven de la nobleza vampyr tendrán que unir fuerzas para resolver el misterio. Oscuros secretos se esconden detrás de estos actos y la terrible verdad tendrá el poder de destruir el mundo.

De la Casa Blanca a las riberas del río Chagres, de la Edad Media a los tiempos modernos, se verán inmersos en un mundo desconocido donde todo lo que pensaban conocer del presente, el pasado y las leyendas dejará de tener sentido. Bienvenidos a una realidad alterna enla que los hechos se escriben con sangre y la pluma muchas veces tiene la forma de una estaca de plata en una cruz.
Curiosidades:
1. El origen de la idea:
Nunca hubiera planeado este libro y nunca debió ver la luz. A pesar de que me gustan los géneros de fantasía y terror, no me veía escribiendo una historia sobre vampiros. La responsable es mi hija.
Había terminado "Pena de muerte" y me preparaba para escribir "Sacrificio". Revisaba mi computadora para hacer algo tan banal como cambiarle el fondo de pantalla y quería poner una imagen de las cuevas del Bayano (Panamá). En los que admiro las fotos, mi hija se me acerca y me pide que le escriba un cuento de vampiros (era la época de Crepúsculo). No le podía decir que no, así que decidí escribir un cuento. Algo corto, para poder pasar a mi trabajo en "Sacrificio".
Como escribo novelas de crímenes, empecé la historia con el asesinato de un vampiro. La escena, una citadela bajo la tierra, escondida en la cuevas del Bayano.
Una vez empecé, mi mente fue creando el mundo del Clan Navarra,  la última sociedad vampirica en el mundo, y de la Orden de la Espada de San Miguel Arcángel, cazadores de vampiros. Lo que debió ser un cuento de 50 páginas, se convirtió en una novela de 266 páginas.

 
2. Panamá en la trama:
La historia se desarrolla entre el pasado y el presente. Se extiende desde la Edad Media, pasando por los orígenes de la construcción del Canal de Panamá y la ampliación del mismo.
Cada uno de los elementos históricos o geográficos (la creación del lago Gatún, los potenciales peligros de la ampliación, las cuevas del Bayano) es verídico o sustentado en alguna hipótesis con argumentos científicos sólidos.
Si leyeron el libro, pueden pasar a los siguientes enlaces para ampliar dos puntos de la trama. Ambos fuertemente relacionados con e final del libro. Las menciono de la manera más general posible, para no dañarles la experiencia, si no han pasado por el interior de "La estaca en la cruz":
 
3. Los vampiros:
Hay muchos libros y películas sobre vampiros. Cada uno se sustenta, de alguna forma, en las bases puestas por Bram Stoker. Quería que mis vampiros fueran, no criaturas muertas, sino diferentes. Una nueva especie, más poderosa y longeva que los humanos, pero no importales.
Tomando eso en cuenta, usé las leyendas conocidas y les busqué una explicación fisiológica o anatómica. ¿Por qué les hace daño el ajo? ¿De verdad no toleran la luz del sol? Hay muchas interrogantes y la Orden de la Espada de San Miguel Arcángel las conoce todas.


 
Los primeros de nosotros en llegar a estas tierras lo hicimos a bordo de las naves de mercaderes y exploradores, protegidos por cámaras de hibernación diseñadas para el largo viaje. El alimento y la muerte al alcance de la mano.
Fortunio Périz de Arizaleta - Guardián de los Códices.
Anotaciones de los primeros días del Clan en América.